X

Calcula tu
cuota de renting

Ambientador

Un ambientador es un elemento externo al vehículo que tiene como función aromatizar el aire del habitáculo para eliminar los posibles malos olores.

¿Qué es un ambientador?

Un ambientador suele ser una pequeña pieza que se coloca en las salidas de ventilación del interior del vehículo para proporcionar un aroma que es de nuestra elección en el habitáculo donde se encuentran tanto el conductor como los pasajeros.

Es un elemento que no es de vital importancia en el vehículo pero si queremos renovar el aroma del interior y queremos estar más cómodos podemos ponerlo a nuestro gusto, además en el caso de este tipo de elementos pueden hacer que nuestra conducción sea mucho más pacífica ya que los olores pueden llegar a relajarnos y hacer que estemos en un estado de más tranquilidad, es por ello que en muchas ocasiones es recomendable su uso, tanto por este motivo como por el hecho de querer eliminar los malos olores del vehículo y neutralizarlos de una vez por todas.

Tipos de ambientadores

Normalmente existen muchos tamaños y formas para los ambientadores del vehículo, pero nosotros nos centraremos en la naturaleza del mismo, existen los ambientadores con aroma natural y los que usan químicos.

Los ambientadores naturales son los más recomendables ya que no llevan potenciadores del aroma que lo que hacen es que el olor del ambientador sea mucho más fuerte pudiendo llegar a convertirse en un olor desagradable que nos llegue a incomodar a la hora de la conducción, es por ello que como hemos comentado lo más recomendable es el uso de ambientadores naturales para el interior del vehículo, que aportan un aroma fresco y en algunos caso mitigan la humedad del interior, haciendo que sea mucho más agradable tener uno de este tipo. Otro punto importante a comentar es que los ambientadores químicos al llevar tantos potenciadores del aroma, pueden llegar a incrustarse en nuestra ropa, haciendo que nuestro propio aroma sea agradable, ya que hasta que no lavemos la ropa de nuevo este olor no desaparecerá debido a ese exceso de potenciadores.

Como hemos visto además del tipo de naturaleza del ambientador existen tamaños y formas, es por ello que comentaremos las más recomendables para el vehículo, que son por un lado las que se colocan en las salidas de la ventilación o aire acondicionado del vehículo, que hacen que el aroma se disipe por todo el interior, o por otro lado las que vienen en un tipo de frasco la cual dejaremos o bien en los huecos que encontramos en las puertas o en el propio hueco de la consola central del vehículo, este tipo de ambientadores al ser más fuertes no les hace falta estar en los conductos de salida del aire.

Un tipo de ambientadores que no recomendamos son aquellos que se cuelgan del espejo retrovisor, ya que pueden distraernos a la hora de conducir, pueden llegar a soltarse haciendo que nos sobresaltamos en mitad de la conducción pudiendo llegar que un accidente tenga lugar, además al estar sostenidos en el aire, si cogemos un baden a más velocidad de la esperada pueden golpear el cristal delantero y haciendo una grieta en el mismo.