X

Calcula tu
cuota de renting

BMW X2

Más joven, misma sangre

  • Tecnología, materiales usados
  • Gama de motores bastante amplia
  • Modelo muy juvenil
  • Precio de compra elevado
  • Quizá sea algo pequeño

Descubre el BMW X2

BMW es uno de los fabricantes con mayor cantidad de SUV en su catálogo, estando presente en todos los segmentos del mercado, a excepción de la parcela de los B-SUV, los SUV urbanos, donde milita el MINI Countryman. No olvidemos que MINI es propiedad de BMW y cubre algunos huecos de mercado que no cubre la matriz, como en este caso, los SUV urbanos. Y decir, ya que estamos, que es uno de los mejores y más deportivos SUV de su segmento.

El catálogo SUV de BMW es de lo más variopinto, sobre todo porque casi, casi, se pisan clientes unos a otros. Cada modelo tiene su versión “coupé”, en cada una de las categorías en las que milita. El BMW X3, uno de los modelos más vendidos, tiene su “hermano”, el BMW X4. El BMW X5, pionero en el segmento, cuenta con el BMW X6 cubriendo el apartado “coupé” y aunque el BMW X7 no tiene todavía su particular X8, no tardará en llegar. Y hemos dejado para el final la gama más vendida del catálogo SUV de la marca, el BMW X1 y su “hermano más deportivo”, el BMW X2.

Ambos modelos, los cuales comparten plataforma y algunos motores con el mencionado MINI Countryman, forman parte de la gama de tracción delantera de la marca. BMW siempre se ha caracterizado por ofrecer automóviles tradicionales, con motor delantero y propulsión, pero por diversos motivos, dio el paso a la tracción delantera con sus respectivas ventajas e inconvenientes. Los más fanáticos de la marca no los consideran auténticos BMW, pero más de uno conduce uno de esos coches porque son, hasta cierto punto, accesibles.

¿Quieres más información del BMW X2?

Información protección de datos de idoneo Leer antes de aceptar

Renting bmw x2

Apuesta por un diseño desenfadado

Todos sabemos que los BMW son coches caros, la ingeniería que emplean, la tecnología, los materiales usados, todo eso está a un nivel muy alto y no es gratis. No obstante, es una de las cosas que hace de los coches de la “Bayerische Motoren Werke” una de las marcas más deseadas del mundo. Y eso hace que, cuando uno de sus modelos, se comercializa a un precio un poco más bajo que de costumbre, las ventas se disparen. Así ha ocurrido con el BMW X1, el SUV más pequeño de la gama y también, así ha pasado con el BMW X2, aunque un poco por debajo de su hermano de gama.

El BMW X2 es un coche más exclusivo que el X1, más deportivo y más juvenil. Las formas de su carrocería, su puesta a punto, los colores, el equipamiento; todo va enfocado a un cliente que quiere destacar en el tráfico y lucir un coche especial. De hecho, sólo hay que mirar sus rivales en el mercado para darse cuenta que es un coche de talante y espíritu joven, pues lucha contra coches como el Audi Q2 o el Mercedes GLA, por poner unos ejemplos de modelos rivales que podrían encajar con el tamaño, el cliente objetivo y el talante general.

Si nos fijamos en otros modelos de la marca, todos tienen un cierto parecido entre sí. Por ejemplo, el BMW X3 comparte rasgos con el BMW X4, como el frontal, interiores o incluso llantas. En el caso del BMW X2 es algo diferente, pues el diseño el SUV coupé, o del SAC (Sport Activity Coupé) como lo llaman en la marca, es bastante diferente si lo comparamos con el X1. Es más desenfadado, más atrevido y algo más agresivo y dinámico. Esto último se nota especialmente en su vista lateral, con una zona acristalada muy contenida y una línea de cintura que asciende según avanza hacia la parte trasera desde el guardabarros delantero.

Los pilotos están más altos que los faros, dando la sensación de estar agachado hacia delante, como lo está, por ejemplo, un ciclista en el “tour” en una larga recta. Hay quien dice que es como un felino a punto de saltar a por su presa, aunque esto ya lo dejamos para interpretación de cada cual. Lo que está claro, es que ese diseño con el frontal más bajo que la trasera, ofrece una imagen más potente y deportiva, más dinámica.

Interior bmw x2

Un habitáculo menos llamativo, pero con la calidad de todo BMW

Donde no hay tanta imaginación, es en su habitáculo. Aquí las cosas son más convencionales, aunque no por ello peores. El habitáculo es compartido con el BMW X1, al menos lo referente a salpicadero, paneles de las puertas, asientos, volante, pedales, instrumentación, equipo multimedia… tiene un diseño muy característico de la marca, donde la sencillez y el orden son la nota predominante.

Por el momento, pues todavía es un modelo vigente al ponerse en circulación en el año 2017, conserva muchos mandos físicos para la climatización y diferentes funciones básicas, como el control del equipo multimedia. La posición de conducción es, como en todo coche salido de las fábricas de BMW, deportiva y cómoda, aunque debemos destacar que no cuenta con un interior muy espacioso.

El BMW X2, como suele ser normal en la marca y potenciado un poco por su diseño, tiene un habitáculo algo más pequeño que otros rivales. También es algo más pequeño que el habitáculo del X1, principalmente en la parte trasera. Dos adultos viajan bien (tres irán muy apretados) y el espacio hasta el respaldo de los asientos delanteros es suficiente. Como coche familiar, aunque hay usuarios que lo emplean para ello, se quedará pequeño en poco tiempo. Al menos tiene un maletero de 470 litros, que no está mal para su tamaño.

BMW x2 de renting

Una gama de motores donde destaca la hibridación enchufable

Al ser uno de los modelos más pequeños de la gama, el BMW X2 tiene una gama de motores bastante amplia, cuyo acceso arranca en sólo 116 CV. Se trata del BMW X2 sDrive16d y desde nuestro punto de vista, una opción que no cumple con las expectativas del coche por su poca potencia. Es un coche suficientemente grande como para evitar este tipo de motorizaciones, sobre todo cuando el precio parte, según página web, de 35.100 euros.

El siguiente escalón en la gama es el X2 sDrive18d, el cual ya anuncia 150 CV. En este caso, sí es un motor interesante para este coche, de hecho, es lo mínimo que se debería escoger. Sus consumos son buenas, con medias de entre 4,9 y 5,6 litros y se puede elegir con cambio manual o con cambio automático. También se puede elegir con tracción total, el xDrive18d. En diésel hay otros dos motores más, uno con 190 CV (el xDrive20d), que puede ir con tracción total o delantera, así como el otro con 231 CV, el xDrive25d, que sólo se puede escoger con tracción total. Estos dos últimos motores, sólo pueden ir con cambio automático.

La oferta en motores gasolina es algo más escueta. Empieza por 136 CV y acaba por los 306 CV del BMW X2 M35i. Entre medias, un propulsor de 178 CV y consumos realmente buenos, anunciando medias entre 6,4 y 7,2 litros. Nada mal para la potencia y las prestaciones que se pueden lograr con ese caballaje.

Sin embargo, el más interesante es la última incorporación a la gama, un grupo propulsor híbrido enchufable con 220 CV. La autonomía eléctrica es de un máximo de 53 kilómetros, mientras que los consumos, siempre que las baterías estén cargadas, es de un máximo de 1,8 litros. Lo más curioso es que por precio, se encuentra bastante cerca de coches como el Opel Grandland X Hybrid 4, un híbrido enchufable de 300 CV (pero sin la calidad, el servicio postventa o la atención al cliente de BMW).

Conclusión/Opinión

Cualquier cosa que podamos decir sobre un SUV, sobre todo si es referente a cuestiones dinámicas o de usabilidad, serán obviadas. Estos coches han calado tan hondo en el público, que se pasa por alto cualquier inconveniente que puedan tener, como por ejemplo, costar entre 2.000 y 4.000 euros más que modelo equivalente sin ofrecer realmente nada adicional más allá de un diseño diferente.

Pero vamos a dejar esto de lado, que para gustos están los colores, algo que además el BMW X2 parece combinar bastante bien. Es un modelo muy juvenil, tanto por talante como por opciones de decoración y paleta de colores, aunque por precio, se aparta bastante de la enorme mayoría de usuarios jóvenes.

Es un coche de imagen, más deportivo, con una personalidad más marcada que su homólogo, el BMW X1, pero menos usable por ser algo más pequeño. Está claramente enfocado a usuarios que no necesitan un coche con mucho espacio interior, pero que dan prioridad a la imagen y a la calidad. Si nosotros tuviéramos que elegir, El motor diésel de 150 CV podría ser una buena opción. El de 190 CV es un propulsor para quienes circulan mucho por carreteras secundarias y puertos de montaña y el M35i es para los amantes de las prestaciones.