Peugeot Rifter

Pensado para la familia

27.109,83€
Precio medio

7.353,44€
Ahorro idoneo

  • Motorizaciones para todos los gustos
  • Perfecto como vehículo familiar
  • Equipamiento tecnológico
  • Buenos acabados
  • Parte de una furgoneta
  • Demasiado plástico en el interior

El automóvil es, para muchos, una simple herramienta. Un aparato con el que desplazarse del punto A al punto B cómoda y rápidamente, con el gasto justo y las complicaciones mínimas. Pero, en realidad, el coche se convierte en casi todas las ocasiones en una extensión de nosotros mismos. Y podemos dar ejemplos. Hace unos años, comprar un coche urbano era por falta de dinero, porque el conductor era novel y quería un coche pequeño para ‘desfogarse’ o porque había en casa otro coche más grande y el pequeño servía para los quehaceres diarios. Actualmente, un coche de esta categoría es una muestra de ‘cultura urbana’, un ejemplo de ‘movilidad inteligente’ y ‘sostenible’.

También podemos recurrir a los coches familiares, a las conocidas ‘rancheras’. Al principio, por sus formas y diseño, eran comparadas con coches fúnebres y pocos se decantaban por ellas ya que era ‘coches feos’. Con el paso del tiempo los coches familiares (o Station Wagon, Sport Tourer, Touring, Avant…) fueron ganando en diseño y prestaciones, convirtiéndose en opciones muy interesantes mientras iban ganando adeptos. ¿Y qué decís de los monovolúmenes? Durante una temporada fueron el ‘boom’ y todas las marcas ofrecían varias opciones, casi como ocurre ahora con los SUV. Si se quería triunfar en ventas, había que tener en el catálogo varios monovolúmenes. Idas y venidas del mercado, de los gustos del público, de las necesidades de movilidad, que ahora, también afectan a las furgonetas.

Sí, esos vehículos diseñados para las labores menos apetecibles como cargar toda clase de bartulos, circular en las peores condiciones y soportar un trato poco favorable, han cambiado de forma salvaje hasta llegar a ser una opción especialmente interesante para según qué menesteres. ¿Te gusta el ocio al aire libre? Las furgonetas tiene el espacio de carga y la versatilidad suficiente para llevar una bicicleta (o dos, o tres...), la tienda de campaña, la barbacoa, la piragua o la tabla de surf. No importa cual sea tu actividad favorita, un furgón te hace un servicio tremendo. Y no hablemos si tienes mascotas grandes… una serie de necesidades y hábitos de vida que los fabricantes han captado desde el primer momento, ofreciendo cada vez más versiones convertidas en turismos y con las soluciones ideales para este tipo de uso. Incluso se han convertido en coches familiares con capacidades casi imbatibles como sus puertas laterales correderas, perfectas para que los más pequeños suban o bajen sin que tengamos que estar cerrando la puerta o apartandonos continuamente.

Es aquí donde entra en acción la última generación de furgonetas, que se posicionan muy lejos de sus versiones industriales luchando ‘de tú a tú’ con modelos que poco tienen que ver. Incluso existen versiones ‘camperas’, con aptitudes crossover, que las hacen todavía más interesantes y provocan que la denominación de furgoneta, no sea la más adecuada. Coches que pueden sorprender a más de uno y a más de dos, con una usabilidad, una calidad y un equipamiento nunca visto en el segmento.

  • 22.400,00€ - 31.450,00€ Rango de precios

  • 4.480,00€ - 6.290,00€Ahorro medio por oferta

  • Diésel, Gasolina tipos de motor

  • 5 l/100Km. Consumo medio

  • 100CV - 130CV Potencia máxima

  • Desde 108g/km Emisiones CO2

Solicita tus presupuestos
Ahorra una media de 7.353,44€

Descubre el RENTING
Y ahorra otros 4.214€

Interior peugeot rifter

Diseño moderno

Peugeot Rifter, mucho más que una furgoneta

Una de estas nuevas furgonetas que poco tienen que ver con su versión industrial es el Peugeot Rifter, recientemente puesto a la venta. Un modelo que a simple vista poco tiene de vehículo de carga y sí mucho de vehículo recreacional, familiar y multiprósito. Un desarrollo conjunto con Citroën y con Opel (el Berlingo y el Combo) que adopta la línea de diseño que la marca emplea en sus turismos y puede, incluso, equipar tecnología LED para el sistema de iluminación. Al mismo tiempo, puede equipar llantas de aleación de 17 pulgadas, motores diésel de hasta 130 CV, cambio automático de ocho relaciones, navegador, volante cuero; una serie de elementos poco vistos en una furgoneta.

Pero el caso es que el Rifter no ha sido diseñado como una furgoneta, sino más bien como un vehículo capaz de cumplir con las expectativas de muchos conductores ofreciendo a la vez, un espacio sólo disponible en vehículos de carga. Algo similar a lo que ocurre con la versatilidad de su habitáculo, que mantiene muchas soluciones provenientes del sector industrial como cajones, bandejas bajo los asientos que además se pueden desmontar y plegar, varias argollas de sujeción en el maletero; posibilidades enormes que pueden ser de mucha ayuda si tenemos una familia numerosa (siempre hace falta sitio en todos los lados) o si, como hemos comentado anteriormente, llevas una vida activa o practicas deportes como el ciclismo. Además, el maletero es enorme, con una capacidad que parte de los 597 litros en su versión de cinco plazas, pues Peugeot comercializa dos variantes de chasis.

Así pues, el Peugeot Rifter puede adquirirse con una plataforma de 4,4 metros de largo y cinco plazas o una que llega a los 4,75 metros. Las dos se pueden solicitar con siete plazas, o bien, con cinco plazas y un espectacular maletero de 775 litros en la versión larga. Dicha plataforma es la EMP-2, la misma que usan modelos como el Peugeot 3008 y su versión larga, el Peugeot 5008. Esto asegura un comportamiento muy bueno, así como un arsenal tecnológico que también se puede encontrar en sus hermanos de gama de tipo SUV ya mencionados. Tiene la ventaja de equipar puertas laterales correderas en la parte trasera y una luneta practicable en el portón trasero, que resulta muy grande al ser de una sola hoja y abrirse de abajo arriba (requiere mucho espacio para poder abrirse). Cuenta con anclajes Isofix en las plazas traseras para las sillitas de los más pequeños, con espacio en anchura para colocar tres sillitas al mismo tiempo.

La oferta mecánica abarca varias posibilidades, aunque todas con potencias medias y siempre con tracción delantera. La marca comentó que llegarán versiones con tracción total más adelante. No obstante, por el momento, las opciones se centran sólo en mover las ruedas delanteras con motores que van desde el 1.2 PureTech con dos potencias: 110 y 130 CV, hasta el 1.5 BlueHDi con tres niveles: 75, 100 y 130 CV. Equipa sistema de arranque y parada, el avanzado control de tracción llamado Grip Control (con varias funciones para mejorar el agarre en diferentes superficies) y también está prevista la llegada de una versión con motor eléctrico, aunque estará más enfocada a la variante profesional.

Pero el caso es que el Rifter no ha sido diseñado como una furgoneta, sino más bien como un vehículo capaz de cumplir con las expectativas de muchos conductores ofreciendo a la vez, un espacio sólo disponible en vehículos de carga

Lateral Peugeot Rifter

Equipamiento al gusto

Versiones con neumáticos mixtos y control de descenso

Un apartado donde destaca el Rifter de Peugeot es en los acabados disponibles. Son cuatro en total: Access, Active, Allure y GT-Line. El equipamiento que puede llevar es destacable, con programador de velocidad, alerta de cambio involuntario de carril, aviso de objetos en el ángulo muerto del espejo, freno de estacionamiento eléctrico, cámara de visión trasera, entrada y arranque sin llave, head-ip display, carga inalámbrica para teléfonos móviles, techo panorámico de cristal y por supuesto, Android Auto y AppleCar Play. No falta la frenada de emergencia autónoma, el detector de fatiga o el lector de señales.

Pero entre las cosas más llamativas del modelo francés está la monta de neumáticos M+S, asociados al sistema Advanced Grip Control. Unos neumáticos mixtos que montan algunos vehículos con vocación todoterreno o modelos SUV como el Toyota RAV4 por poner un ejemplo. Si te parece poco, también hay disponible un control de descenso, heredado de sus ‘hermanos’ SUV. Una declaración de intenciones, que muestra claramente el enfoque que Peugeot le otorga al Rifter y que lo coloca en pugna tanto con el monovolumen tradicional como con los SUV. SY siempre con un precio algo más contenido, aunque ciertos detalles, como el tratamiento realizado a los plásticos del habitáculo, están un poco por debajo de coches como los 3008 y 5008. Y no por calidad, sino por ajustes, aspecto y tacto, más pensado para soportar el peor trato posible que para ofrecer una sensación de calidad elevada.

Un apartado donde destaca el Rifter de Peugeot es en los acabados disponibles. Son cuatro en total: Access, Active, Allure y GT-Line

Opinión Peugeot Rifter

Comentarios idoneo

Si dejamos de lado los típicos prejuicios y olvidamos que se trata de un vehículo que parte de una furgoneta, el Peugeot Rifter es uno de esos coches que sorprenderá a más de un conductor. Su imagen es atractiva, su equipamiento muy completo, sus motores de última generación y bajo consumo (según datos oficiales) y en general, es una opción ideal para todos aquellos que necesitan un coche con espacio interior, soluciones que hagan la vida más fácil y además, si optamos por equipar el sistema Advanced Grip Control, tendremos las mismas capacidades fuera del asfalto que cualquier SUV.

Es una furgoneta, es cierto, pero las furgonetas ya no son lo que eran, por suerte. Gracias a eso el Rifter es un coche muy interesante, tan versátil como un monovolumen (o puede que más) y con las mismas posibilidades de circular por caminos y senderos que cualquier SUV. Todo por menos dinero, pero con una imagen diferente y lejos de modas y tendencias. No te dejes llevar por tópicos, pruébalo, conócelo de primera mano y cambiarás de idea.