Mercedes-Benz SL Roadster

Vuelve la emoción

154.866,67€
Precio medio

23.230,00€
Ahorro idoneo

  • Gran potencia
  • Alto nivel de seguridad
  • Calidad en sus acabados
  • Caro
  • Maletero algo pequeño

El Mercedes Benz Clase SL roadster es un deportivo descapotable de tamaño medio/largo que tuvo su renovación a principios de 2016 para continuar a la última en materias como el diseño, la tecnología y la seguridad. Desde luego que era algo necesario, pues su competencia es temible con modelos como el Jaguar F-Type descapotable, el BMW Serie 6 Cabrio, el Porsche 911 Cabrio o el Aston Martin DB9 Volante.

Diseño exterior

En el apartado del diseño exterior, no hay demasiados cambios si lo comparamos con la versión anterior que se lanzase en 2012. El diseño forma parte de la familia Mercedes claramente, donde el protagonismo lo tiene una parrilla frontal bastante amplia con detalles plateados con forma de círculo rodeando el logo.

Si vamos a los pilotos delanteros, son algo más afilados que otros modelos de la marca, dándole una apariencia mucho más deportiva, siendo parecido al Clase SLC, pero de dimensiones mayores.

Hablamos de unas siglas repletas de historia, pues existen modelos de la Clase SL desde hace ya más de 60 años. Tiene dos asientos, un techo metálico, al igual que el SLC y la clásica configuración de motor delantero y tracción trasera, dándole un carácter más dinámico, que los descapotables de tracción delantera.

Su carrocería es bastante musculada, algo que después también se ha usado en el SLC.

Todas estas mejoras han ayudado a que el coche haya pasado a ser más veloz, con una eficiencia mayor que el modelo al que reemplazó años atrás. El diseño del frontal se revisó respecto al de 2012, que ya fuera criticado por una parte importante del público. Igualmente merece la pena destacar la forma que tiene el capó con sus dos pequeñas elevaciones que lo cruzan, pues es una referencia al mito de cuatro ruedas como es el clásico 300 SL Gullwing – famoso por sus alas de gaviota.

  • 120.900,00€ - 197.300,00€ Rango de precios

  • 24.180,00€ - 39.460,00€Ahorro medio por oferta

  • Gasolina tipos de motor

  • 11 l/100Km. Consumo medio

  • 455CV - 571CV Potencia máxima

  • Desde 223g/km Emisiones CO2

Solicita tus presupuestos
Ahorra una media de 23.230,00€

Descubre el RENTING
Cuota fija sin riesgo

lateral sl roadster

Diseño deportivo

Diseño interior

En cuanto a la calidad de los acabados y los materiales del interior, esta firma rara vez falla, en este caso particular, no es ninguna excepción, pues tiene mucha elegancia, incluso aunque el diseño que tienen los elementos tenga curvas en la mayor parte de los lados.

La consola central tiene un teclado alfanumérico que deja bien claro que es un restyling de modelos de años anteriores más que un coche nuevo por completo, algo que es claramente patente, ya que la mayoría de la gama del fabricante teutón ya no lo lleva.

Lo mismo que sucede con el SLC, la pantalla táctil se sitúa en el interior de la consola central, donde en vez de estar apoyada sobre la parte superior del salpicadero, como si fuese una taablet, en el SL viene situada algo más arriba.

El sistema de infoentretenimiento se actualizó y el habitáculo queda resguardado del viento cuando se despliega el techo metálico para poder disfrutar de las ventajas de tener un buen descapotable.

Si vamos al espacio para pasajeros, está claro que un descapotable con dos plazas solo tiene espacio para dos personas. Un espacio de lo más normal para el tamaño del coche, siendo mayor que en el SLC, que ya de por sí tenía el hueco suficiente para albergar dos personas. La calidad de los asientos de este modelo es perfecta para hacer viajes largos.

En el segmento de las berlinas de lujo, el SL es el más corto, lo que tiene influencia en que sus 356 litros cúbicos se vean superados por otros modelos.

Motorización

En este modelo teutón no hay lugar para otros motores que no sean los de gasolina, algo comprensible si pensamos que es un deportivo de corte clásico. Esto hace que no haya motores diésel, ni eléctricos ni híbridos.

Motores gasolina

El motor de acceso a la gama es el SL 400 que tiene 367 caballos de potencia, todos ellos provenientes de un motor V6 con caja de cambios automática de nueve marchas. Este es el motor que tiene menos gasto de las cuatro motorizaciones. El consumo oscila entre los 7,7 y los 7,9 litros a los 100. Después está el SL 500, con un V8 de 455 caballos.

Los modelos más potentes del SL son, el SL 63 AMG con un V8 de hasta 585 caballos, que en lugar de cambios de nueve marchas, lleva un cambio deportivo de siete marchas Speedshift MCT.

Terminamos con el tope de gama que es el SL 65 AMG, un motor V12 capaz de rendir 630 caballos es el que lo mueve de manera increíble.

Los modelos más potentes del SL son, el SL 63 AMG con un V8 de hasta 585 caballos, que en lugar de cambios de nueve marchas, lleva un cambio deportivo de siete marchas Speedshift MCT.

larteral sl roadstert

Equipamiento al gusto

Comportamiento

Está claro que hasta el motor más modesto del SL tiene una potencia lo suficientemente importante para moverle con agilidad, donde los tiempos en el 0 a 100 son muy buenos: 4,6 segundos en el SL 500 y 5,2 en el SL 400.

No son unas cifras malas si se tiene en cuenta que el peso en vacío que tiene el coche es alto: el modelo más económico supera los 1.600 kilos, mientras que el tope de gama, el SL 65 AMG llega a pesar 1.950 kilogramos sin contar con el piloto o la gasolina que lleve encima.

Hablamos de modelos rápidos, pero también sencillos a la hora de conducir, especialmente si pensamos que la caja de cambios de nueve marchas automática viene de serie en los modelos básicos y funciona realmente bien.

La dirección es de fácil maniobra y la suspensión semiactiva que funciona realmente bien, pudiendo incluso equipar una suspensión activa de manera opcional.

Si vamos a las reputadas versiones AMG, la sensación de coche dinámico aumenta, tanto en el SL 63 AMG como en el SL 65 AMG. Destacable también es que no se ceda nada de confort, algo que vemos claramente en el buen trabajo realizado por la marca germana.

Seguridad

El Mercedes Benz SK no ha hecho el test de seguridad Euro NCAP como otros modelos de la firma, por lo que no podemos evaluar se seguridad de forma específica. El caso es que se podría decir que las alcanza virtualmente.

Esto lo decimos por el gran número de elementos de seguridad activos que tiene, por lo que en caso de que hiciese dicho testo, obtendría las 5 estrellas sin problema alguno.

Como ayudas a la conducción podemos citar la frenada adaptativa, la cual frena solo en el caso de que detecte un peligro delante, control de estabilidad y un detector de fatiga encargado de comprobar los movimientos del conductor cuando está más o menos cansado. La generación del SL demuestra ser de mayor fiabilidad que anteriores versiones.

Todas las ayudas y elementos de seguridad activos con los que cuenta hacen que la marcha sea realmente segura y confortable, alertando al conductor de los posibles riesgos que pueda haber en carretera. Como en todos los Mercedes-Benz del mercado actual, el SL destaca en seguridad.

Equipamiento

Con independencia de que elijamos el modelo más másico del SL 400 o el más alto, el SL 65 AMG, este Mercedes – Benz tiene multitud de extras que están a la última en aspectos como el de la tecnología y la seguridad. Uno de los principales problemas, podemos encontrarlos en el precio, pues son extras realmente caros.

El pack de asistencia a la conducción Plus, tiene varios sistemas unidos: alerta de punto ciego, asistente de cambio involuntario de carril y para evitar o mitigar impactos traseros, además del control de velocidad y el freno autónomo – frenando si detecta peatones que estén cruzando enfrente del vehículo. También existe el paquete Keyless & Go para la entrada y arranque del coche sin tener que meter la llave, sino portándola en el bolsillo.

Al igual que otros modelos de la marca, el SL tiene el paquete AMG Line, con el que se puede disfrutar de una apariencia más deportiva: tren de rodaje deportivo de altura rebajada, llantas AMG, discos de freno perforados delante y detrás, asientos de cuero, etc. Como variante más oscura está el AMG Night, con detalles en tono negro brillante: por ejemplo, en los retrovisores exteriores, las llantas o el parachoques trasero, simulando contar con difusor.

Con independencia de que elijamos el modelo más másico del SL 400 o el más alto, el SL 65 AMG, este Mercedes – Benz tiene multitud de extras que están a la última en aspectos como el de la tecnología y la seguridad. Uno de los principales problemas, podemos encontrarlos en el precio, pues son extras realmente caros.

Opinión Mercedes-Benz SL Roadster

El Mercedes – Benz SL es un coche espectacular hasta dentro de la propia gama de Mercedes – Benz y dentro de los deportivos, berlinas de lujo o GT, que hay ahora mismo en los concesionarios españoles. Vehículo potente, cómodo y con gran capacidad de refinamiento, unas cualidades que no todos pueden aunar al mismo tiempo.

La mayor pega puede ser el precio, en un segmento donde la mayoría de sus rivales son algo más económicos, pero si esto no supone una excesiva pega, el SL es una gran compra.